Cooking D.I.Y.
22 de enero de 2014

Ingredientes

(Para 2):

— 250 g de penne

— 2 alcachofas

— 200 g de brócoli

— 5 cucharadas grandes de nata para cocinar

— 10-12 hojas de menta

— 3 dientes de ajo

— 50 g de cheddar rallado

— Sal y pimienta

— Aceite de oliva virgen extra

 

Incluye

Pastas y arroces, Primeros, Vegetariano, Verduras,

Música

Breaking the Girl - Red Hot Chili Peppers


Penne con menta, brócoli y alcachofas

Lo gozas cosa bárbara con el chocolate, ¿verdad? Te metes una onza en la boca, la saboreas, dejas que los 36,6 gradazos de calor corporal que desprendes empiecen a fundirlo, lo masticas pausadamente y retrasas al máximo el momento de tragar. Después, disfrutas del aroma que deja en el paladar, sacas la lengua para recoger esa migaja de la mejilla que comienza a derretirse —no solo de calor corporal interno vive el chocolate—, miras a tu alrededor con cara de satisfacción y consideras seriamente la posibilidad de repetir. A mí no me pasa eso. Tengo suerte si aguanto el chocolate —o cualquier alimento— más de tres segundos en la boca. Me gusta escucharlo crujir al triturarlo con los dientes y eso no sucede si ya ha pasado de sólido a maleable —de ahí a líquido hay una línea muy delgada—, no le presto especial atención al gusto amargo —parecido al del café— que queda en la boca después de haberlo mandado al estómago para otros menesteres, y formularme la pregunta «¿Repetiré?» es gastar tiempo, esfuerzo y saliva a lo tonto, pues no me sobran ninguno de los tres y la respuesta es obvia: SÍ. Cada loco con su tema y yo con mi calabaza.

1 – Retiramos hojas de las alcachofas hasta que el color pase de verde intenso a amarillo blancuzco. Entonces, retiramos con un cuchillo la parte verde del tallo —dejando solo la blanca— y la punta de la alcachofa, la cortamos en cuartos y quitamos los pelillos interiores. Por último, las sumergimos en agua con zumo de limón y tallos de perejil.

2 – Cocemos al vapor el brócoli y los cuartos de alcachofa hasta que estén casi tiernos. Entonces, los retiramos y reservamos.

3 – Cocemos la pasta en abundante agua hirviendo con sal y sin aceite.

4 – Calentamos una sartén a fuego medio-alto. Añadimos un chorrito de aceite de oliva virgen extra y rehogamos los ajos. Antes de que empiecen a tomar color, agregamos las hojas de menta, los cuartos de alcachofas y las ramitas de brócoli, mojamos con medio vaso del agua de cocción de la pasta y tapamos para que terminen de hacerse al vapor. Salpimentamos.

5 – Colamos la pasta cuando esté al dente y reservamos otro vaso de su agua de cocción. La pasamos a la sartén, con el fuego al máximo, donde la salteamos. junto con el resto de ingredientes. Por último, agregamos la nata y el cheddar rallado y, de ser necesario, estiramos la salsa con un poco más del agua de cocción de la pasta.

Últimos comentarios

  • No hay tweets

Contactar

Top