Cooking D.I.Y.
12 de septiembre de 2012

Ingredientes

(Para 3):
— 1 pimiento choricero
— 600 g de patatas, a ser posible patatas nuevas
— 2 huevos
— 12 anchoas en aceite de oliva
— 5 cucharadas de perejil fresco picado
— 1 puñado generoso de queso rallado
— Tallos de perejil
— 1 hoja de laurel
— 1/4 de de cebolla

 

Patatas cocidas con salsa de choriceros y anchoas

Entre las cosas que nos trajimos de Tolosa, había unas patatitas de no más de 1.5 cm de diámetro. Como hacer un puré con ellas era todo un sacrilegio, se me ocurrió que quizás en ensalada o asadas conseguiría dignificarlas un poco más. La cuestión es que el tema horno en el agosto sevillano queda descartado casi de manera instantánea. Por lo tanto, opción A. Lo bueno de una ensalada de patatas es que estas absorben bien los sabores. Además, la que os traigo hoy podéis tomarla tanto caliente como fría. Eso sí, si la hacéis en caliente, el queso se derretirá y habrá que consumirla inmediatamente, porque luego se endurecerá y la textura empeorará. Por contra, podéis hacerla, como dije antes, en frío, añadir entonces el queso rallado y tan contentos. Up to you.

1 – Alrededor de un par de horas antes de montar la ensalada, hidratamos el pimiento choricero en agua caliente.

2 – Calentamos agua en una olla, añadimos los tallos de perejil, las pimientas, la hoja de laurel y el trozo de cebolla.

3 – Cuando rompa a hervir, agregamos abundante sal y las patatas, lavadas y con piel. Cuando vuelva a arrancar la ebullición, bajamos el fuego hasta que se suavice el hervor con el ␣n de evitar que se rompan. Dejamos cocer 20 minutos o hasta que las patatas estén blandas al pincharlas con un palillo. Las escurrimos y las dejamos reposar en la misma olla tapada y cerca del calor durante una media hora.

4 – Para cocer los huevos, los ponemos en un cazo con agua fría hasta cubrir y un chorrito de vinagre. Encendemos el fuego al máximo y lo bajamos cuando empiece el hervor, para que este sea moderado. Cocemos 10 minutos y, después, enfriamos los huevos en agua, los pelamos y los cortamos por la mitad.

5 – Recuperamos la pulpa del choricero y la mezclamos con el queso rallado, las anchoas picadas, la mitad del perejil y un chorro de aceite de oliva. Si el aliño queda un poco seco, podemos aumentar la hidratación con el agua del choricero o la de cocción de las patatas.

6 – Cortamos el ajo por la mitad, frotamos con él la ensaladera y, a continuación, añadimos las patatas y el aliño. Removemos bien, disponemos los huevos cocidos por encima y terminamos de espolvorear el perejil picado restante.

Últimos comentarios

  • No hay tweets

Contactar

Top