Cooking D.I.Y.
10 de enero de 2012

Ingredientes

(Para 4):
440 g de pasta
300 g de tomates cherry
60 g de rúcula
20 aceitunas, deshuesadas y cortadas por la mitad
2 ramas de tomillo o 2 cucharadas pequeñas de tomillo
2 ramas de albahaca o 2 cucharadas pequeñas de albahaca seca
8 cucharadas soperas de aceite de oliva
3 cucharadas soperas de vinagre balsámico

Pasta post vacacional

¡Hola! Hace ya algún tiempo que quería hacer esta receta, que le vi a Jamie Oliver, si no me equivoco, en su Jamie’s Dinners. Hace unos días se vinieron unos amigos a cenar a casa, el 3 o el 4 de enero, y no tenía ganas de prepararles algo demasiado pesado ni largo de elaborar, pero quería que fuera una cena decente y mínimamente sabrosa. La verdad es que el sabor es muy peculiar, entre el amargor de las aceitunas y la rúcula, el ácido y dulzor del tomate y el equilibrio que le dan el tomillo y la albahaca, que hace que todos los sabores se complementen. Además, el aliño de aceite y vinagre terminan de darle el punto necesario para hacer de este un plato muy mediterráneo. El sabor es particular, eso sí. Tienen que gustarte mucho la rúcula y las aceitunas para poder comerla, porque esos dos sabores destacan bastante.

1 – Si vais a usar pasta fresca, como yo, os recomiendo tener todos los ingredientes ya preparados, es decir, los tomates cortados en cuartos, las aceitunas deshuesadas y cortadas por la mitad, todo ello mezclado con la rúcula. Después, ponéis a cocer la pasta, la coláis y justo después, sin que se pierda nada de calor, la colocáis en un recipiente amplio junto con la “ensalada”, la vinagreta, la albahaca y el tomillo y una pizca de sal y pimienta. Es una cosa muy sencilla de hacer, y se puede comer caliente, templado o, incluso, frío. También acepta queso rallado, pero yo no tenía y no le pude poner.

Deja un comentario sin Facebook (Todavía no hay ninguno)

Comentar

What is 14 + 9 ?
Please leave these two fields as-is:

Últimos comentarios

  • No hay tweets

Contactar

Top