Cooking D.I.Y.
25 de abril de 2014

Ingredientes

(Para 3):

— Zumo de 3 limones

— 8 cucharadas grandes de azúcar (al gusto)

— Ralladura de 3 limones y 1 naranja

— 1 rama de romero

— 2 plátanos pequeños o 1 grande

— 800 ml de agua

 

Incluye

Cooking abroad, Dulces, Postres, Vegetariano,

Música

One Day - Paolo Nutini


Limonada fresquita

Nos gusta tocar los cojones, pero no que nos los toquen.

Es así. Toleramos la carbonara con nata, champiñones y cebolla sin apenas despeinarnos, llamamos pizza a una mierda de masa cubierta con tomate frito francamente MALO y queso incluso peor —del resto de ingredientes es mejor no hablar porque no quiero causar ninguna úlcera—, ridiculizamos a los futbolistas italianos cuando se tropiezan y explotamos tópico tras tópico —todos ellos, claro, de otros países— en los anuncios que salen en nuestras cajas tontas. Sin embargo, no nos tiembla la voz a la hora pedir a gritos aguarrás para los blasfemos extranjeros que meten chorizo en la paella —y que además tienen los santos huevos de seguir llamándola así— y fuego a los guiñoles franceses que insinúan que más de un deportista patrio se ha dopado para batir tanto récord. Y deja de tocar las palmas, imbécil, que mi mujer es gallega y de sevillanas entiende lo mismo que uno de Stratford-upon-Avon. De nuevo, es así. No se trata de algo exclusivamente español, claro está, pero la habilidad de ver la viga en el ojo ajeno nos corre por las venas con el mismo fervor que los toros por las de Esperanza Aguirre. Así nos va.

1 – Exprimimos el zumo de los limones y lo mezclamos con el azúcar hasta que se disuelva por completo.

2 – Añadimos este mejunje al agua junto con la rama de romero y las pieles ralladas de naranja y limón. Removemos hasta que todo se haya integrado y lo dejamos reposar en la nevera un par de horas.

3 – Dependiendo de la flojera, ahora podemos colar o no la limonada. La servimos en un vaso junto con un par de hielos y el plátano cortado en rodajas.

Últimos comentarios

  • No hay tweets

Contactar

Top