Cooking D.I.Y.
22 de abril de 2013

Ingredientes

(Para 2):

— 2 pechugas de pollo

— 2 cucharadas grandes de perejil fresco picado

— 10 g de jengibre fresco

— 1 cucharada grande de salsa Worcestershire

— 1 cucharada pequeña de mostaza de Dijon

— 1/2 cucharada pequeña de curry

— 60 g de queso brie

— 1 manzana

— 4 rebanadas de pan de centeno

— 3 puñados de canónigos

— Sal y pimienta

— Aceite de oliva virgen extra

 

Incluye

Carnes, Segundos,

Música

Buildings of America - Richard Swift


Hamburguesa de pollo

El sol pica que da gusto. El otro día, leí por ahí que en Sevilla hacía ya 40 gradazos. Te cagas. Meanwhile, in Barcelona, tenemos una temperatura un poco más agradable, aunque ya empieza a apretar mi amigo Lorenzo. Tendré que buscar algún frío país nórdico al que emigrar durante los meses de verano. Me desvío. El sol pica que da gusto, decía. Juanma y yo hemos sacado los cojines del sofá y los hemos colocado encima de la mesa de la terraza. Es sábado, no hay trabajo —o sí, pero me lo salto tan alegremente— por primera vez en mucho tiempo y nos vamos a marcar una comida de aúpa como las que hacíamos en su piso allá por 2011, de esas que te obligan a llevar cinturón solo para ver cómo disminuye el número de agujeros. Siempre dijimos que viviríamos juntos en Reino Unido. Teníamos pensado comprar un ordenador decentito para jugar a cosas como Left for Dead o Counter Strike y, aparte, habría una habitación destinada única y exclusivamente al visionado de películas. Cosas de la vida, yo he acabado —o acabaré dentro de poco, mejor dicho— en Barcelona y él, también. De momento, no vamos a compartir piso, pero sí que nos veremos muy a menudo, abriremos botellas de cerveza y vino, pondremos un buen disco de fondo y nos tiraremos horas y horas riéndonos de miles de gilipolleces.

P. D. Para que haya algo mínimamente relacionado con gastronomía, diré que la idea de la receta is loosely based on that of El cocinero fiel. Curiosamente, cuando empezaba mi andadura por el mundo de los blogs, le mostré a Juanma el vídeo de la puttanesca de ECF y el tío, ni corto ni perezoso, la explotó hasta la saciedad durante un tiempo. Si no recuerdo mal, su adicción llegó hasta el punto de prepararla tres o cuatro veces durante una semana.

1 – Picamos muy finamente el perejil y el jengibre. Reservamos.

2 – Cortamos las pechugas en tiras y, a continuación, las tiras en cubos pequeños, de unos pocos milímetros de tamaño.

3 – En un bol, mezclamos el pollo con la mostaza, la salsa Worcestershire, el curry, el perejil, el jengibre, sal y pimienta. Removemos bien, tapamos con film transparente y lo dejamos reposar en la nevera un par de horas.

4 – Sacamos el bol de la nevera y formamos las hamburguesas.

5 – Calentamos una sartén a fuego medio-alto, echamos unas gotitas de aceite de oliva virgen extra y colocamos las hamburguesas. Como es pollo, tiene que hacerse bien. En mi caso, me ha llevado unos 4-5 minutos por cada lado.

6 – Cuando le demos la vuelta a las hamburguesas, esperamos un par de minutos más y colocamos dos trozos de brie en cada una.

7 – Ponemos una manzana en un cuenco, lo forramos bien con film transparente y lo metemos en el microondas a máxima potencia durante 5 minutos. Sacamos, pelamos, despepitamos y chafamos la pulpa con un tenedor.

8 – Montamos la hamburguesa: pan, canónigos aliñados, pollo con brie y salsa de manzana.

Últimos comentarios

  • No hay tweets

Contactar

Top