Cooking D.I.Y.
22 de mayo de 2011

Ingredientes

(Para 2 tandas, unos 3 litros):
— 8 tomates maduros
— 2 pimientos verdes alargados (como de freír)
— 1 pepino pequeño
— 1 ajo pequeño
— 1 cebolla pequeña
— 150 g de pan duro remojado en agua
— 50 ml de aceite de oliva virgen extra
— 10 cucharadas soperas de vinagre de manzana (aquí usad el que más os guste, mientras no sea un vinagre balsámico)
— 400 ml de agua
— Sal

 

Incluye

Primeros, Sopas y cremas, Vegetariano, Verduras,

Música

In the Heat of the Morning - The Last Shadow Puppets


Gazpacho, que ya toca

Puedo pasar sin playa y sin piscina, sin tinto de verano, sin cerveza, sin bares de tapas y hasta sin helados. Sin embargo, hay algo que mi cabeza no concibe: un verano sin gazpacho. Desde que tengo uso de razón, amo esta sopa fría como si me fuera la vida en ello. Uno de los recuerdos más nítidos que tengo de cuando era niño y vivíamos en México es tomarme vaso tras vaso y disfrutar de él como de pocas cosas se puede disfrutar. Supongo que influía el hecho de que era un vínculo con España, tan misteriosa y atractiva para mí por aquel entones. Antes de irme y dejaros con los ganadores de los premios Bafta, os suelto el discursillo nutricional, es decir, os digo que este es un plato muy completo y blablabla. Después, os insto a que abráis la nevera, saquéis la ollaza llena de gazpacho y empecéis a trincar en un vaso como si no hubiera mañana, es droga pura.

1 – Cortamos los tomates, la cebolla, el pimiento despepitado y el pepino pelado en trozos grandes.

2 – Añadimos todo esto a la jarra de la batidora junto con medio ajo, 75 g del pan mojado, un poco de agua, 25 ml de aceite de oliva virgen extra, 5 cucharadas de vinagre y un poco de sal. Le damos zapatilla, probamos y corregimos.

3 – Pasamos el gazpacho a un pasapurés o un colador y lo filtramos para quitarle todas las pieles y pepitas que nos sea posible.

4 – Repetimos una segunda tanda con el resto de los ingredientes siguiendo los mismos pasos.

Ah, he tenido que editar la entrada para decir una cosa que no quería callarme: ¡ID A VOTAR! Es importantísimo que todos demos nuestra opinión en las urnas. Da igual a quién votéis, yo ahí no entro. Que cada uno elija lo que mejor le parezca, pero no os quedéis callados en casa, esperando a que el cambio venga por sí solo, porque eso no va a suceder. Como decía un señor muy inteligente, the revolution will not be televised.

Últimos comentarios

  • No hay tweets

Contactar

Top